CFK: «La gente no vota presidentes para que le echen la culpa a otros»

La ex mandataria encabezó un nuevo acto de presentación de su libro «Sinceramente» en  Posadas, Misiones.

La candidata a vicepresidenta por el Frente de Todos, Cristina Kirchner, afirmó hoy que «la tarea de un gobernante no es hacer sufrir a la gente» sino «impedir que sufra» y, tras criticar la política económica del Gobierno, señaló que el objetivo de la coalición opositora es lograr «un nuevo orden, con todos y con todas».

La ex mandataria encabezó un nuevo acto de presentación de su libro «Sinceramente» en el Polideportivo Ernesto «Finito» Gehrmann de la ciudad Posadas, provincia de Misiones, en coincidencia con el inicio formal de la campaña para las elecciones generales del 27 de octubre.

Durante su exposición, la actual compañera de fórmula de Alberto Fernández recordó la crisis económica mundial de 2008 generada por el derrumbe de la banca Lehman Brothers y destacó que su gobierno hizo «un gran esfuerzo» al lanzar «los programas Repro para que las empresas que estaban mal por la crisis no despidieran gente».

«En EEUU se ejecutaron millones de hipotecas. Pero en Argentina, la crisis, en lo que es la micro de la gente, no se sintió», subrayó la ex mandataria y, en este sentido, agregó: «La tarea de un gobernante no es hacer sufrir a la gente, al contrario, la tarea es impedir que la gente sufra y articular todo su esfuerzo y sus políticas para esto».

La senadora nacional sostuvo que, además, esa situación internacional llegó a mezclarse con la «crisis autoinflingida» que desató la pelea por las retenciones agropecuarias, también en 2008, y afirmó que en aquel momento no se excusaron, tras lo cual, en otro tiro por elevación al presidente Mauricio Macri, sostuvo: «La gente no vota presidentes para que se excusen o le echen la culpa a otros».

En otro tramo de su presentación, Cristina Kirchner se refirió a la frase de Fernández sobre la presencia de empresas multinacionales en el mercado hidrocarburífero argentino que abrió una polémica con el sector y defendió al candidato presidenciales.

«Quisieron hacerle decir que estaba en contra de las multinacionales, pero a ver: esta ex presidenta realizó el contrato con la empresa petrolera Chevron, una de las multinacionales más grandes, ¿y quieren hacer creer fuera del país o acá adentro que nosotros estamos en contra de las multinacionales?», lanzó la dirigente y agregó: «Basta de asustar y basta de mentiras».

Luego de afirmar que su gobierno potenció el yacimiento Vaca Muerta al «recuperar» YPF, volvió sobre los dichos de Fernández y precisó: «Lo que queremos es que ese recurso que Argentina tiene, para desarrollar la industria y el trabajo adentro sea con precios nacionales y después sí exportar a todo el mundo».

Respecto del endeudamiento, la ex mandataria recordó que su esposo y antecesor, Néstor Kirchner, «le pagó al FMI en 2005 después de 47 años» en los que pasaron varios gobiernos y lamentó que «ahora, en tres años y medio, uno solo endeudó al país por 57 mil millones de dólares».

Sobre este tema, repitió una frase de su libro en la que dice que «hay que volver a ordenar todo pero no en el viejo orden, sino en uno nuevo, distinto y mejor» y agregó: «Un nuevo orden, de eso se trata lo que queremos hacer con todos y con todas».

Antes del acto al que asistieron, según los organizadores, alrededor de 3500 personas, Cristina Kirchner mantuvo reuniones con el gobernador de Misiones, Hugo Passalacqua, el senador nacional del Frente Renovador de la Concordia Maurice Closs y el ex presidente de Paraguay, Fernando Lugo.

Precisamente el Frente Renovador de la Concordia, partido que gobierna la provincia de Misiones desde 2003, fue el coorganizador del acto junto a Unidad Ciudadana, la fuerza política de la ex presidenta.

Fuente: NA

Pin It

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *