Los aviones traídos de Francia no pueden desembarcar por un paro de marítimos

La medida gremial retrasó las operaciones para el viernes. Son cinco aeronaves como las utilizadas en la Guerra de Malvinas.

Un paro marítimo demora el ingreso al puerto de Bahía Blanca del buque que trae los cinco aviones Super Étendard comprados a Francia en unos 15 millones de dólares. Las operaciones de amarre y desembarco de las aeronaves, repuestos y radares previstas para este jueves, pasaron para mañana.

El buque Lily Auerbach, de bandera de Liberia, arribó al estuario bahiense el miércoles, sobre las 18.

Allí ancló a la espera de la autorización de la autoridad portuaria local para ingresar al sitio multipropósito 21, maniobra prevista para las 6 de este jueves. Sin embargo ahí sigue amarrado el carguero Arica Express, que llevará contenedores a Brasil y cuya salida se postergó debido a la huelga por 24 horas iniciada por el Centro de Patrones y Oficales Fluviales de Pesca y Cabotaje Marítimo. La medida de fuerza afecta la labor de los remolcadores.

Cuando el Arica deje el sitio 21, en la madrugada del viernes, el Lily Auerbach podrá ingresar allí al amanecer, amarrar y comenzar con la descarga de las 2500 toneladas que lleva a bordo. Incluye los cinco aviones Dassault Súper Étendard Modernise (SEM) similares, aunque con tecnología más moderna, a los que la Armada incorporó a comienzos de la década del 80 y tuvieron una destacada participación en la Guerra de Malvinas.

El operativo de traslado de los aviones hacia la base Espora, sede de la FA2, comenzaría el próximo miércoles 15, según informa Clarín. Demandaría 3 días de labor para que los aviones lleguen hasta los hangares ubicados a unos 10 kilómetros del puerto.

Pin It

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *