Organizaciones del movimiento Provida marcharon en todo el país

Exigen la derogación del protocolo de Interrupción Legal del Embarazo (ILE). En la Ciudad de Buenos Aires, comenzó a las 14 en la zona de plaza Italia, en el barrio de Palermo.


En el marco de la celebración del Día Internacional del Niño por Nacer, este sábado la Ciudad de Buenos Aires se tiñó de celeste en una nueva edición de la llamada “Marcha por la Vida”, que se replicó en más de 200 locaciones del país. Con el lema de “Derogación inmediata del protocolo ILEgal” y el hastag #YoMarchoPorLaVida acompañando en las redes sociales, miles de personas se movilizaron contra la despenalización del aborto.

Raúl Magnasco, el presidente de +VIDA, una de las ONG que impulsa la protesta, había lanzado en los últimos días la convocatoria en las redes sociales: “Yo marcho. Otra vez Argentina será un mensaje al mundo de Derechos Humanos porque la vida es el primer derecho. Marcha por la vida. No al protocolo ILEgal. Este sábado no te pierdas ser parte de la historia”.

Quienes llevan la bandera de la “ola celeste” buscan que el Congreso no vuelva a debatir el proyecto de ley rechazado el año pasado sobre la Interrupción Legal del Embarazo (ILE), más conocido como aborto legal, que fue aprobado en Diputados, pero no en el Senado.

La Alianza Cristiana de Iglesias Evangélicas, que también promovió la marcha, insistió con un comunicado en su sitio web: “Reafirmamos nuestro compromiso en favor de la vida del Niño por Nacer y de la madre que lo lleva en su vientre. Estamos en contra de la práctica del aborto y todo proyecto de ley sobre su despenalización. Nadie puede decidir quién tiene derecho a vivir y quién no. El Estado debe estar del lado de ambas vidas. Las iglesias evangélicas cuentan con innumerables testimonios de madres que en circunstancias difíciles, sea de vulnerabilidad social o bien frente a diagnósticos médicos difíciles, decidieron no abortar y hoy representan un vivo ejemplo para la sociedad”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *