El macrismo rescató Tres de Febrero, Lanús y La Plata

Varios intendentes de Juntos por el Cambio lograban este domingo revertir los resultados adversos sufridos en las PASO y renovaban sus mandatos gracias a un significativo corte de boleta respecto de las elecciones para Presidente y Gobernador.

Ese era el caso de Néstor Grindetti de Lanús, que había quedado 15 puntos debajo de la sumatoria de votos del FDT pero que en las generales lograba superar a Edgardo Depetri por 49,5% a 43,66%. En ese distrito Axel Kicillof obtenía el 53,09% de los votos contra el 37,76% de María Eugenia Vidal con el 78% de las mesas escrutadas.

También lograba quedar en pie Diego Valenzuela de Tres de Febrero. Se imponía por 47,32 a 43,67% con el 80% de las mesas sobre Juan Debandi, luego de que en la elección anterior quedara 14,5 puntos por debajo de la primaria del FDT.

Fuera del Conurbano pero con incidencia similar, también Julio Garro lograba su reelección en La Plata, tras haber remontado una desventaja de 10 puntos contra la totalidad de los votos del FDT en las PASO para quedar 9 puntos por encima de Florencia Saintout (49,28 a 40,23%).  En General Pueyrredón (Mar del Plata) también Guillermo Montenegro lograba imponerse sobre Fernanda Raverta.

Un caso llamativo era el de Pilar, donde Nicolás Ducoté parecía que iba a revertir la diferencia pero con el transcurrir del escrutinio esa posibilidad se fue diluyendo hasa quedar debajo de Federico de Achaval, que obtuvo el 46,59% de los votos contra el 45,19%& de Nicolás Ducoté con el 93,68% de las mesas escrutadas.

En San Miguel, Jaime Méndez, un intendente que llevó la boleta de JPC pero que tiene una impronta vecinal, aumentó su desempeño de las PASO:  se imponía por 56,05 frente al 38,39% de Franco La Porta del FDT, mientras que en ese distrito Kicillof le ganaba 50,6 a 41 a Vidal. En las Primarias, Méndez ya había logrado un monumental corte de boleta a su favor con respecto a los otros tramos de la elección.

Mucho más holgados, también lograron un período más al frente de sus municipios Jorge Macri de Vicente López y Gustavo Posse de San Isidro. En el caso del primo del presidente lograba el 62,42% contra el 27,06% de Lorenzo Beccaria.

Posse, no obstante, debió sufrir un importante corte de boleta a manos de un candidato vecinalista. Posse obtenía el 47,6% de los votos frente al 26,41% de Federico Gelay del kirchnerismo y el 20,34% del vecinalista Marcos Hilding Ohlsson.

En cambio, Ramiro Tagliaferro no logró revertir los 7 puntos de distancia que le sacó su antecesor Lucas Ghi. Este domingo, el referente del sabbatellismo obtenía el 46,7 contra el 43,2% del exesposo de María Eugenia Vidal.

También deberá dejar la gestión municipal Martiano Molina, quien era derrotado en Quilmes por la referente de la Cámpora Mayra Mendoza (48,85 a 43,91%). Lo mismo le ocurrió a Darío Kubar de General Rodríguez, quien perdió la intendencia a manos de Mauro García (50,29 a 44,22%).

En la otra vereda y tal como se esperaba retuvieron sus municipios los intendentes del FDT Mariano Cascallares (Almirante Brown), Jorge Ferraresi (Avellaneda), Juan José Mussi (sucedió a su hijo Patricio en Berazategui), Ariel Sujarchuk (Escobar), Fernando Gray (Esteban Echeverría), Alejandro Granados (Ezeiza), Gabriel Katopodis (San Martín), Fernando Espinoza (La Matanza, sucediendo a Verónica Granados, nueva vicegobernadora).

También reeligieron Martín Insaurralde (Lomas de Zamora), Gustavo Menéndez (Merlo), Juan Andreotti (en reemplazo de su padre, Luis, en San Fernando), Julio Zamora (Tigre).

Por Gabriel Profiti

Pin It

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *