Tevez: «Ganar la Libertadores sería retirarme a lo grande»

El jugador de Boca volvió a hablar con la prensa tras la final perdida ante River, negó los rumores sobre su lesión y aseguró: «Soy el más apuntado y me la banco porque tengo espalda».

«Soy el más apuntado después de Guillermo Barros Schelotto y me la banco porque tengo espalda, pero no es normal que se hablen tantas pelotudeces como se hablan. Todo lo que dijeron es mentira, no le pegaron ni a una cosa», así arrancó con su descargo Carlos Tevez luego de los rumores sobre la lesión que sufrió tras el empate en Tucumán.

«Después del partido con Atlético Tucumán, me fui dos días con mi familia a Potrerillos (Córdoba) y no toqué los palos de golf, estuve con mis hijas descansando. Volví el martes a la noche para empezar a entrenarme fuerte al día siguiente. El miércoles tuve la lesión y el sábado, cuando nos dieron libre, me fui al campo con toda mi familia hasta el lunes. Cuando volví empezaron a decir que me había ido a una cárcel con Wanchope. Son cosas que te van cansando», amplió el Apache, que comparó su actualidad a la que se vivía cuando jugaba Riquelme: «Me hace acordar mucho a cuando Román estaba en Boca. Siempre era el que traía los problemas».

Tevez también se refirió a la polémica que generaron sus dichos tras la derrota ante River, en donde lo acusaron de mandar al frente a Cardona, responsable del penal en el primer gol Millonario y partícipe del segundo: «No hablé de un jugador, a la cancha entran once. Siempre hable de ‘nosotros’. A Edwin le dije que si se sintió mal en algún momento porque sintió que las palabras eran para él, le pedía disculpas. Perdimos todos ese partido y el perjudicado es Boca, yo describí por qué perdimos. En una final contra River no podíamos cometer esos errores porque sabíamos que al mínimo lo perdíamos y eso fue lo que nos pasó».

A raíz de esa final perdida ante el clásico rival, el plantel de Boca tuvo una semana caliente en la que para colmo recibió los fuertes retos de Daniel Angelici: «El presidente y mis compañeros concordamos con que la charla estuvo bien. Se quedó corto con lo que dijo. Estamos calientes nosotros también y sentimos que el presidente de Boca está en todo su derecho de venir y decir lo que siente. El que lo conoce, sabe que siempre da todo para el plantel y siento que le fallamos. Era justa su calentura», sostuvo Carlitos.

Por último, Tevez se refirió a la única gran obsesión que tiene como jugador del Xeneize: «Llegué con una meta que es ganar la Libertadores, el día que la gane dentro de estos dos años que firmé, ya está, me retiro. Trato de, en esta etapa que es mala, hacerme fuerte y trabajar más, no hablar tanto. No me falta nada en mi carrera, ganar la Libertadores sería retirarme a lo grande, sería un sueño, no me deja dormir. Por eso me levanto y sigo luchando».

Pin It

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *